Your address will show here +12 34 56 78
Prensa

  • La AVI y la Fundación de Investigación de este centro hospitalario firman un convenio de colaboración dotado con 500.000 euros
  • El desarrollo de estas innovaciones se realizará en colaboración con institutos tecnológicos y centros de investigación

València (11.09.19). La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) y la Fundación de Investigación del Hospital General Universitario de València (FIHGUV) han rubricado este miércoles un convenio de colaboración para el desarrollo de innovaciones tecnológicas, instrumental y materiales fungibles vinculados a la cirugía robótica.

El acuerdo, que se enmarca en la estrategia de diálogos tecnológicos de la AVI, contempla una subvención de 500.000 euros para la ejecución de diversos proyectos de innovación en cooperación con institutos tecnológicos y centros de investigación.

 El Hospital General de València fue el primer centro público de la Comunitat en realizar una intervención con cirugía robótica en 2017 y está acreditado como centro formador de esta tecnología.

 Entre las actuaciones previstas destaca el diseño de un robot de apoyo a los cirujanos en las intervenciones quirúrgicas y de un simulador virtual para formar a los profesionales sanitarios en tele-cirugía robótica 3D. Esta última iniciativa permitirá elevar la productividad en quirófano, dado que las tareas de formación se realizaban hasta ahora detrayendo horas de uso del robot.

 El convenio también contempla el desarrollo de sujeciones ergonómicas y seguras acoplables al mobiliario quirúrgico con el objeto de asir al paciente en posiciones menos forzadas de las habituales en operaciones de cirugía robótica. Asimismo, recoge el diseño de elementos plásticos desechables de alta frecuencia de uso y de instrumental quirúrgico adaptado a este tipo de equipamiento tecnológico.

 En el acto de firma, presidido por la secretaria autonómica de Eficiencia y Tecnología Sanitaria, Concha Andrés, han participado el vicepresidente ejecutivo y la secretaria general de la AVI, Andrés García Reche y Olivia Estrella; y los gerentes de la Fundación de Investigación del Hospital General Universitario de València y del propio centro sanitario, Raquel Gálvez y Enrique Ortega, así como responsables de los servicios que participaron activamente en la configuración de este acuerdo.

Durante su intervención, la secretaria autonómica ha subrayado los beneficios de la cooperación entre la Conselleria de Sanitat y la AVI, que se está traduciendo en el desarrollo de nuevas terapias clínicas e innovaciones que contribuirán a elevar si cabe los niveles de eficiencia y calidad en la atención sanitaria. “Las sinergias con la AVI nos permiten redoblar la importante apuesta de la Conselleria por la innovación tecnológica”, ha precisado Andrés.

Para la gerente de la FIHGUV “este acuerdo supone un gran impulso para la investigación del departamento Valencia-Hospital General en el ámbito de la cirugía robótica, área que se viene desarrollando por los profesionales del hospital desde 2018 a través de proyectos de investigación gestionados por la Fundación”.

Por su parte, Andrés García Reche ha destacado la capacidad de la Administración para dinamizar la innovación a través de fórmulas como los diálogos tecnológicos y la compra pública innovadora, que fomentan, además, la colaboración público-privada.

 Diálogos tecnológicos

Los proyectos consignados en este convenio tienen su origen en un ciclo de diálogos tecnológicos auspiciados por la Agència Valenciana de la Innovació en los que el personal sanitario del Hospital General trasladó a representantes de institutos tecnológicos y grupos de investigación los problemas y necesidades detectados a lo largo de su experiencia en el campo de la cirugía robótica.

 En las reuniones previas, que arrancaron en 2017, participaron el Instituto de Neurociencias, el Instituto de Robótica y Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (IRTIC), el Instituto Ai2 y los institutos tecnológicos de Informática, Plástico y Biomecánica, entre otros.

Por parte del Hospital General, han realizado aportaciones los responsables de los servicios de Cirugía General, Cirugía Torácica, Urología, Obstetricia y Ginecología, así como Enfermería.

Con este convenio, la Agència Valenciana de la Innovación y la Fundación Hospital General Universitario de Valencia cumplen una triple función. En primer lugar, mejoran la calidad asistencial a los pacientes; en segundo, generan innovaciones y desarrollos tecnológicos aprovechables por nuestras empresas. Y, por último, estimulan la investigación aplicada en los centros científicos y tecnológicos de la Comunitat.

Para garantizar la transferencia efectiva de estas innovaciones al tejido productivo, el acuerdo contempla el despliegue de un abanico de acciones, entre las que constan la concesión de licencias, la creación de empresas, el desarrollo de cursos de formación específicos, el intercambio de personal o la colaboración en proyectos de I+D+i con empresas.
0

Prensa

  • García Reche y el presidente de Redit rubrican un convenio de colaboración para actualizar las competencias en nuevas tecnologías
  • La Red de Institutos Tecnológicos identificará las barreras específicas que frenan la incorporación de innovación en las empresas de la Comunitat

València (09.09.19). La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) ha renovado este lunes su apoyo a la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunitat Valenciana (Redit) con la formalización de un nuevo convenio de colaboración que, entre otras acciones, ampliará las competencias en nuevas tecnologías de los cerca de 1.600 empleados que desarrollan su actividad en los once centros asociados.

El vicepresidente ejecutivo de la AVI, Andrés García Reche, y el presidente de Redit, Fernando Saludes, han rubricado el acuerdo en la sede de esta última entidad, en el Parque Tecnológico de València (PTV), tras una reunión de trabajo en la que también han participado el director de Redit, Gonzalo Belenguer, así como la secretaria general y el secretario general técnico de la Agència, Olivia Estrella y Joaquín Martínez, respectivamente.

El nuevo convenio, que contempla una aportación de 150.000 euros, continúa en la línea del aprobado en 2018 y gira alrededor de dos grandes ejes, uno dirigido a la sociedad en general, con el fin de dar a conocer la importancia de la I+D+i en el sistema productivo, y otro enfocado a satisfacer las necesidades formativas de los institutos tecnológicos.

En este sentido, Redit ha elaborado un plan de formación transversal en materias de interés para los institutos tecnológicos como, por ejemplo, la explotación de resultados de investigación, la dirección y gestión de proyectos, el liderazgo de personas y gestión de equipos o la creación y desarrollo de empresas de base tecnológica en centros de I+D+i.

El vicepresidente ejecutivo de la AVI ha puesto en valor el papel que desarrollan los institutos tecnológicos como principales agentes para la incorporación de innovaciones en las pymes, al tiempo que ha subrayado el carácter disruptivo de la actual revolución tecnológica.

“En este contexto es muy importante reforzar las habilidades y capacidades para el manejo de las tecnologías digitales y habilitadoras con el fin de que los trabajadores de nuestros institutos sigan instalados en la vanguardia tecnológica y al lado de nuestras empresas”, ha precisado García Reche.

Por su parte, el presidente de Redit, Fernando Saludes, ha agradecido el apoyo prestado por la AVI en estas acciones y ha destacado “el papel estratégico que juega la Agencia para facilitar el diálogo entre los agentes que componemos el Sistema Valenciano de Innovación y que nos permite, al final, generar más conocimiento que es útil tanto a nosotros como al conjunto de la sociedad”.

Identificando las barreras a la innovación

Con el fin de impulsar la I+D+i en las empresas, y dentro del área de actuación del Think Tank de Redit se está desarrollando un estudio para determinar cuáles son las barreras a la innovación desde el punto de vista del conocimiento o de la cualificación profesional, entre otros parámetros recogidos en el Panel de Innovación Tecnológica (PITEC) desarrollado por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT).

También se presentarán los resultados del estudio sobre la percepción social de los institutos tecnológicos y la innovación en la Comunitat Valenciana, una encuesta para conocer la opinión y el posicionamiento de la sociedad en torno a los institutos tecnológicos y la innovación en general, cuyo trabajo de campo se efectuó en el marco del último convenio con la AVI.

Asimismo, la entidad que coordina los 11 centros tecnológicos profundizará en la línea de colaboración institucional establecida con los departamentos de economía de las universidades públicas valencianas, que el pasado ejercicio fructificó en un cuaderno recopilatorio de diversos artículos de debate y análisis sobre economía del conocimiento e innovación a cargo de académicos de reconocido prestigio.

0

Prensa

  • La Agència Valenciana de Innovació visita las instalaciones de este instituto para conocer de primera mano sus proyectos de I+D+i más punteros
  • INESCOP ha recibido el apoyo de la AVI en la última convocatoria de ayudas para mantener la labor del agente de innovación iniciada en 2018

 

Elda (03.09.19). El vicepresidente ejecutivo de la Agència Valenciana de la Innovació (AVI), Andrés García Reche, ha visitado este miércoles el Centro Tecnológico del Calzado (INESCOP), donde ha mantenido una reunión de trabajo para abordar nuevas acciones que amplíen las vías de colaboración ya existentes con este centro de referencia para el sector del calzado.

García Reche y el director de INESCOP, Miguel Ángel Martínez, han repasado los proyectos que ambas instituciones han desarrollado hasta la fecha de forma conjunta y han coincidido en la necesidad de intensificar la apuesta por el diseño y la innovación en una industria, la del calzado y sus componentes, con una elevada implantación en la provincia de Alicante.

 Las dos organizaciones se han comprometido, además, a estudiar nuevas actuaciones que impulsen la incorporación de mayor I+D+i en la industria a través de las herramientas previstas en las convocatorias de ayuda en concurrencia competitiva de la Agència Valenciana de la Innovació. En este encuentro también ha participado la secretaria general de la AVI, Olivia Estrella, así como César Orgilés, consejero técnico de dicho centro tecnológico.

 En la última edición, que se resolvió el pasado junio, INESCOP ha reeditado el apoyo obtenido en 2018 para la incorporación de un agente de innovación, una de las figuras impulsadas desde la Agència con el fin de conectar las líneas de trabajo que desarrolla la comunidad científica e investigadora con las necesidades del tejido productivo. En total, la AVI financia la acción de 13 agentes en universidades, asociaciones, institutos tecnológicos y entidades sin ánimo de lucro de la Comunitat Valenciana.

 Durante la visita al centro, García Reche y Estrella se han interesado por la actividad que desarrolla el agente integrado en INESCOP, quien les ha proporcionado información sobre los contactos entre empresas y grupos de investigación que ha auspiciado durante los últimos meses.

La colaboración entre ambas instituciones se extiende también al comité estratégico de innovación especializado en Emergencias, que impulsan la AVI y la Agència Valenciana de Seguridad y Respuesta a las Emergencias (AVSRE), en el que INESCOP ha aportado propuestas para mejorar los equipos de protección individual.

Por su parte, Miguel Ángel Martínez ha aprovechado el recorrido para explicar de primera mano los proyectos de I+D+i en los que están trabajando los investigadores de este centro, que forma parte de la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunitat Valenciana (Redit).

La dirección de la AVI ha continuado la visita en la fábrica Magrit, de la que el vicepresidente de INESCOP, José Amat, es consejero delegado. En este caso, su director gerente, Manolo Amat, ha mostrado las instalaciones de esta histórica firma de calzado femenino, fundada en 1929, que combina la tradición artesana con la tecnología más avanzada desarrollada por INESCOP.

0

Prensa
  • La ‘app’ diseñada por esta Unidad Científica de Innovación Empresarial ya se usa en el departamento de salud Elche-Vinalopó
  • Ars Innovatio identificará cuál es la tecnología que requiere cada grupo poblacional para mejorar la posible pérdida de autonomía detectada 

Ars Innovatio, la Unidad Científica de Innovación Empresarial (UCIE) de la Universidad de Alicante, ha desarrollado una aplicación electrónica para teléfonos inteligentes y tabletas que permite a los profesionales de enfermería evaluar posibles estados de pre-fragilidad en personas de más de 65 años.

El aumento de la esperanza de vida en España, con una media 83,1 años, ha generado un incremento de población mayor con buena salud pero que, de forma progresiva, conforme aumenta su edad, va perdiendo autonomía para cubrir las actividades básicas de la vida diaria. Este aspecto convierte a las personas mayores en frágiles en determinadas dimensiones de su vida.

Desde esta unidad de innovación se pretende atenuar dicha pérdida de autonomía y dar vida a los años a través de las tecnologías informáticas. Ars Innovatio está adscrita al grupo de investigación de Informática Industrial y Redes de Computadores (I2RC) y cuenta con el respaldo de la Agència Valenciana de la Innovació (AVI).

Recogida de datos

Bajo la denominación Actuasalud, la nueva herramienta facilita la recogida de información relativa a distintas dimensiones de fragilidad mediante una entrevista a través de un dispositivo electrónico que registra y procesa los datos obtenidos.

Esta primera experiencia de uso se destinará, por tanto, a la detección de estados de pre-fragilidad o bien de fragilidad instaurada que se puedan tratar con la ayuda de tecnologías informáticas avanzadas, aunque Actuasalud puede extenderse a otro tipo de evaluaciones y cribados de diferentes grupos de población.

Los datos relativos a este problema estiman que en la Comunitat Valenciana alrededor del 10% de la población mayor de 65 años es frágil en alguna dimensión, si bien este porcentaje aumenta progresivamente hasta superar el 25% entre los mayores de 85 años.

Mejorar el bienestar y calidad de vida, así como prolongar la autonomía personal de los mayores es una responsabilidad social relevante, que contribuye también a reducir el impacto sobre el sistema sanitario.

Adaptación de TICs

Actuasalud no solo facilita al personal sanitario de atención primaria y sociosanitaria la detección de casos y niveles de fragilidad de forma sencilla y muy accesible. Sobre todo, informa de aquellos ámbitos donde la tecnología del hogar, que también se desarrolla en la UCIE, puede aportar soluciones eficaces.

De hecho, el objetivo posterior a la evaluación de personas es adaptar las tecnologías informáticas a las necesidades de cada grupo de población mayor a partir del análisis de los datos recabados. Esta información podría suponer un primer paso para diseñar herramientas capaces de prevenir problemas relacionados con la pérdida de capacidad funcional o cognitiva asociada a la edad.

El desarrollo de esta app, que ya se está empleando en el entorno del Departamento de salud Vinalopó-Elche, responde a un acuerdo de colaboración entre Ribera Salud y la Universidad de Alicante.

La selección de los mayores susceptibles de someterse a esta evaluación se está realizando en los centros de atención primaria y sociosanitarios, así como en centros de día y asociaciones vecinales con las que la institución académica ha suscrito convenios de colaboración.

Con la información obtenida, se facilita al usuario un informe personalizado sobre su estado, mientras que, por otra parte, el equipo clínico procederá a identificar en el laboratorio de salud de Ars Innovatio cuál es la tecnología que requiere cada grupo de personas para mejorar las posibles pérdidas de autonomía detectadas.
0

Prensa
  • La Agència financia las acciones preparatorias para la elaboración de una oferta y la posterior ejecución de una parte de los desarrollos de innovación
  • – Se trata de una nueva línea de ayudas para incentivar que empresas de la Comunitat concurran a procedimientos de CPI fuera de nuestro territorio

La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) respalda en su convocatoria de ayudas 2019 un proyecto de Labaqua, empresa del grupo Suez con sede en Alicante, con el que optará al Canarias Geo Innovation Program 2030, una macrolicitación de Compra Pública de Innovación (CPI) que ultima el Gobierno canario con el fin de resolver los desafíos medioambientales de Fuerteventura y mejorar, además, sus servicios públicos a través de herramientas tecnológicas innovadoras.

En este caso, la Agència respaldará la realización de las acciones preparatorias para la elaboración de una oferta de I+D+i y la posterior ejecución de una parte de los desarrollos de innovación asociados. Dicha propuesta ha de estar lista en la segunda mitad del presente ejercicio, cuando está previsto que se abra la fase de licitación. Contará para ello con una ayuda pública de más 41.000 euros, distribuidos en dos anualidades, 2019 y 2020.

La iniciativa de base innovadora de Labaqua se circunscribe en la búsqueda de soluciones al reto «Playas y actividades acuáticas», que tiene como principal objetivo proteger los hábitats marinos de especial interés, así como desarrollar e implementar nuevos sistemas de control y monitoreo online de la calidad del agua de baño en Fuerteventura.

Gracias al apoyo de la Agència Valenciana la Innovació, esta empresa alicantina implementará soluciones tecnológicas innovadoras desarrolladas en el seno de la empresa con más recursos y de una forma más rápida, según precisa su directora de Innovación, Adela Yanez.

Labaqua se convierte, de este modo, en uno de los primeros beneficiarios de la línea de fomento de proyectos de I+D+i destinados a la CPI, un programa específico de la Agència con el que se pretende incentivar a las empresas de la Comunitat para que concurran a este tipo de licitaciones públicas, que resultan novedosas y extremadamente costosas.

Nueva línea de incentivos a la CPI

Mientras en 2018 la AVI centró sus esfuerzos en dinamizar la demanda de soluciones innovadoras entre las administraciones local, provincial y autonómica, en la convocatoria de este año ha activado esta nueva línea, que actúa directamente sobre la oferta. Los estímulos de la Agència comprenden tanto la financiación de los gastos de consultoría asociados como el desarrollo de la I+D+i necesaria para optar a dichos contratos.

Con un presupuesto de 40 millones de euros, Canarias Geo Innovation Program cuenta con el respaldo del Gobierno del archipiélago, a través de su Agencia de Investigación, Innovación y Sociedad de la Innovación; y del Cabildo de Fuerteventura.

Labaqua es una empresa del grupo Suez Environnement que ofrece soluciones de consultoría medioambiental y laboratorio de análisis a la industria y a la administración. Constituida en 1991, tiene su sede central en el polígono de las Atalayas, en Alicante.
0

Prensa
  • El consistorio creará un departamento especializado en Compra Pública de Innovación y sacará a concurso un primer contrato de CPI
  • Benidorm colaborará con Invat.tur para ejecutar esta iniciativa que contribuye a dinamizar el desarrollo de innovaciones en el tejido productivo 

El Ayuntamiento de Benidorm pondrá en marcha, con el apoyo de la Agència Valenciana de la Innovació (AVI), un procedimiento de Compra Pública Innovadora (CPI) para mejorar los servicios públicos en el ámbito del turismo a través de la adquisición de soluciones innovadoras. Este proyecto se enmarca dentro de una de las actuaciones del Plan Director de Benidorm como Destino Turístico Inteligente (DTI).

En esta iniciativa, el consistorio benidormense cuenta con la colaboración del Instituto Valenciano de Tecnologías Turísticas (Invat.tur), que constituye uno de los principales instrumentos en la mejora de la competitividad y sostenibilidad del modelo turístico de la Comunitat Valenciana a través de la ejecución de proyectos de I+D+i y de la adaptación del sector a las nuevas tendencias de los mercados turísticos.

El proyecto de Benidorm, que entre 2019 y 2020 recibirá más de 100.000 euros en ayudas de la AVI, se estructura en distintas fases. La primera se centra en formar a los técnicos del Ayuntamiento en las novedades, características y legislación relativa a la CPI, paso previo para constituir, en segundo lugar. un departamento especializado en este tipo de procedimientos.

Primera licitación

En paralelo, se analizarán tanto las necesidades municipales y la cartera de proyectos disponibles, seleccionando aquellos susceptibles de licitarse a través de Compra Pública de Innovación. Está previsto que los trabajos previos a la licitación arranquen a finales de año, de acuerdo con la calendarización propuesta por el consistorio.

De este modo, el primer contrato se estima que saldrá formalmente a concurso la próxima primavera y el objetivo es completar la evaluación de las ofertas y proceder la adjudicación antes de que finalice el próximo ejercicio.

Con este procedimiento de CPI, el Ayuntamiento de Benidorm pretende satisfacer necesidades no cubiertas, así como mejorar los servicios que presta a la ciudadanía y turistas, incentivando a las empresas de la Comunitat para que desarrollen soluciones innovadoras.

El de Benidorm es uno de los 18 proyectos que la AVI ha respaldado este año en su convocatoria de ayudas en concurrencia competitiva para impulsar la demanda de licitaciones de productos y servicios innovadores entre las administraciones públicas.

En 2019, se ha lanzado también una línea específica de apoyo a empresas para incentivar que concurran a este tipo de licitaciones públicas. La Agència financia, en este caso, tanto los gastos de consultoría asociados como el desarrollo de la I+D+i necesaria para optar a dichos contratos.
0

Prensa
  • Los proyectos de iTEAM y Ai2, de la Universitat Politècnica de València, han recibido el apoyo de la Agència en la última convocatoria de ayudas
  • La AVI ultima el convenio con la Universitat Jaume I de Castellón para constituir otra unidad en el Instituto de Materiales Avanzados de la UJI

La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) financiará este año la creación de tres nuevas unidades científicas en institutos de investigación adscritos a las universidades Jaume I de Castellón (UJI) y Politécnica de València (UPV) con el objetivo de desarrollar soluciones tecnológicas innovadoras dirigidas a su implantación efectiva en el tejido productivo de la Comunitat Valenciana.

En concreto, las aportaciones de la AVI, que superan los 550.000 euros, permitirán constituir sendas unidades científicas de innovación empresarial (UCIE) en el Instituto Universitario de Materiales Avanzados (INAM), que se integra en la estructura de la UJI; así como en dos centros de la UPV: el Instituto Universitario de Investigación de Telecomunicación y Aplicaciones Multimedia (iTEAM) y el Instituto de Automática e Informática Industrial (Ai2).

Los dos últimos han logrado el respaldo de la Agència a través de la convocatoria de ayudas en concurrencia competitiva correspondiente a 2019, que se resolvió hace escasas semanas y que contiene una línea específica de apoyo a unidades científicas de desarrollo de tecnologías y difusión de conocimiento a empresas.

En este caso, iTEAM y Ai2 dispone de más de 300.000 euros para poner en marcha ambas estructuras y desarrollar hasta el próximo 31 de diciembre de 2020 los trabajos propuestos en sus respectivas solicitudes de ayuda.

Por otra parte, la UCIE del Instituto Universitario de Materiales Avanzados (INAM) se creará en virtud de un convenio de colaboración entre la AVI y la Universitat Jaume I de Castellón, que previsiblemente se firmará en septiembre. La aportación de la Agència asciende a un total de 250.000 euros, según consta en los presupuestos para el presente ejercicio, con los que se desarrollarán, entre otras líneas de acción, nuevas funcionalidades para los materiales cerámicos y plásticos.

Con estas tres nuevas incorporaciones, la red de unidades científicas de innovación empresarial respaldadas por la AVI se extiende ya a un total de 13 centros de excelencia investigadora, tanto del CSIC como de las cinco universidades públicas de la Comunitat Valenciana.

El departamento de Tecnología Informática y Computacional de la Universidad de Alicante (DTIC); el Instituto de Neurociencias (IN), el Instituto de Tecnología Nanofotónica (NTC), el Instituto de Ciencia Molecular (ICMol), el Instituto de Tecnología Química (ITQ y el Instituto de Física Corpuscular (IFIC) figuran entre los centros de investigación que reciben el apoyo de la Agència.

La relación de beneficiarios se completa con el Instituto de Instrumentación para la Imagen Molecular (i3M), el Instituto Interuniversitario de Investigación de Reconocimiento Molecular y Desarrollo Tecnológico (IDM), así como la Fundació per al Foment de la Investigació Sanitària i Biomèdica de la Comunitat Valenciana (Fisabio), y), el Instituto de Investigación Sanitaria La Fe (IIS La Fe).

Conexión con el tejido empresarial

De este modo, la Agència Valenciana de la Innovació pretende incentivar la investigación aplicada a la actividad productiva sin que ello suponga una merma de los recursos ordinarios de cada centro. De hecho, las nuevas estructuras funcionan de forma autónoma gracias a los medios materiales y humanos que se han incorporado con los recursos aportados por la Agència.

El objetivo es que estos nuevos departamentos enfocados en exclusiva en la innovación se conviertan en el nexo entre las líneas de investigación que desarrolla cada una de estas instituciones y las necesidades del tejido empresarial.

Dicha labor se realizará en colaboración con al menos dos institutos tecnológicos para propiciar así la interconexión de los distintos agentes del sistema de innovación, como es pauta común en todas las ayudas de la AVI.

0

Prensa
  • Esta guía de CPI ya está disponible para su consulta y descarga en la página web de la Agència Valenciana de la Innovació
  • Detalla paso por paso los procedimientos a seguir para poner en marcha este tipo de contrato público, que se introdujo en España en 2017 

La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) ha editado una guía práctica para ayudar a los organismos públicos de la Comunitat Valenciana en la puesta en marcha de procedimientos de Compra Pública de Innovación (CPI), un tipo de contrato que permite a las administraciones satisfacer una necesidad no cubierta o mejorar la prestación de un servicio mediante la demanda de soluciones innovadoras y, por tanto, no presentes en el mercado.

Se trata de un manual que detalla de forma pormenorizada cada uno de los pasos que las diferentes administraciones públicas han de seguir para completar con éxito este proceso, desde la fase de identificación de necesidades de innovación hasta la elaboración de los pliegos necesarios para licitar este tipo de contrato, que en 2017 se reguló en España a través de la Ley de Contratos del Sector Público.

Este documento debe gran parte de su valor a su naturaleza eminentemente práctica, pero también a la amplia participación y el consenso logrado en su elaboración, lo que lo convierte en la primera guía de estas características que ve la luz en España. El manual está disponible para su consulta y descarga en la página web de la AVI. Asimismo, se ha puesto en marcha un correo de contacto, cpi.avi@gva.es, para recoger dudas, sugerencias y solicitudes de información en el ámbito de la CPI.

Durante la fase de gestación, la Agència ha contado con aportaciones de los subsecretarios y responsables de contratación de las distintas consellerias, de la Central de Compras, y de las entidades del sector público de la Administración autonómica, así como con representantes de las diputaciones y consistorios de la Comunitat.

Por su parte, la Abogacía de la Generalitat y la Intervención también han contribuido a esta iniciativa revisando desde un punto de vista jurídico los procedimientos que recoge dicho manual. El resultado de este trabajo se ha traducido finalmente en una guía técnica que ofrece protocolos de actuación válidos para todo tipo de organismos públicos.

Colaboración con la Central de Compras

En cualquier caso, las acciones de la Agència Valenciana de la Innovació para impulsar la CPI van más allá de este proyecto específico e incluyen, por ejemplo, un convenio de colaboración con la Central de Compras de la Generalitat para impulsar el desarrollo de estrategias de compra pública innovadora en este órgano.

En virtud de este acuerdo se determinarán los ámbitos susceptibles de incorporar innovación y se diseñarán las cláusulas y procedimientos específicos de I+D+i necesarios para llevar a cabo estas contrataciones.

Asimismo, la AVI dispone de un programa específico de ayudas para dinamizar la compra pública innovadora, que se resolvió a finales del pasado mes de junio. En total, una veintena de entidades locales y sin ánimo de lucro, a las que se suman, por primera vez, empresas, recibirán los incentivos económicos de la AVI, que en la convocatoria de este año suman más de un millón de euros

Tras un primer ejercicio en el que la Agencia focalizó sus esfuerzos en dinamizar la demanda de productos y servicios innovadores en la Administración, en 2019 se ha activado una línea específica de apoyo a empresas con el fin de estimular su concurrencia a este tipo de licitaciones públicas. En este caso, la AVI financia tanto los gastos de consultoría asociados como el desarrollo de la I+D+i necesaria para optar a dichos contratos.

Esta línea de nueva creación se suma a la ya existente -que continúa activa- para impulsar la demanda de licitaciones de productos y servicios innovadores en la Administración. En este caso, la AVI ha respaldado un total de 18 solicitudes, lo que representa un incremento del 80% respecto al pasado ejercicio.
0

Prensa
  • Los beneficiarios de los seis programas recibirán más de 13 millones para desarrollar acciones de impulso de la I+D+i en colaboración con otros agentes
  • El 80% de las iniciativas han obtenido una evaluación favorable, si bien solo los mejor puntuados accederán a los incentivos de la Agència

La Agència Valenciana de la Innovació (AVI) ha respaldado un total de 187 solicitudes de las 530 recibidas en la convocatoria de ayudas para el desarrollo y fortalecimiento del sistema valenciano de innovación correspondiente a 2019, lo que supone que cerca de un 35% de las candidaturas se beneficiarán de los estímulos económicos de la AVI.

La gran calidad técnica de los proyectos remitidos, que prácticamente han triplicado en número los presentados en 2018, ha obligado a ser extremadamente selectivo en la concesión de fondos. De este modo, solo los mejor puntuados en la fase de evaluación han accedido finalmente a las ayudas a pesar de que el 80% había obtenido la valoración favorable de los técnicos de la AVI.

A la espera de un posible de un posible incremento presupuestario, las propuestas aprobadas que carecen de dotación económica pueden optar a la línea crédito bonificada para proyectos de I+D+i que ofrece la propia Agència y el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF).

Las universidades, centros de investigación, empresas y administraciones públicas que han resultado beneficiarias dispondrán de más de 13 millones de euros en subvenciones para propiciar la cooperación entre todos los eslabones del sistema y reforzar la innovación que se desarrolla en la Comunitat.

Por programas, el de promoción de talento es el que cuenta con un mayor volumen de beneficiarios, un total de 56, que obtendrán subvenciones por valor de 2,2 millones de euros. Estos fondos permitirán la incorporación al tejido productivo de 27 investigadores y titulados de Formación Profesional, al tiempo que financiarán una red de 13 agentes de innovación y posibilitarán la formación de 16 doctorandos en empresas de la Comunitat Valenciana.

Con 47 solicitudes resueltas favorablemente, le sigue el de consolidación de la cadena de valor empresarial, que suma más de cuatro millones en ayudas para desarrollar soluciones que impliquen novedades en productos o procesos con impacto en la cadena empresas.

Proyectos estratégicos de innovación

La AVI impulsará, además, la cooperación de 31 centros de investigación, institutos tecnológicos y empresas de distintos sectores de actividad en proyectos estratégicos de innovación. Serán seis las iniciativas de I+D+i de gran impacto y con un presupuesto superior a los 500.000 euros en cada caso las que se ejecutarán con el apoyo público. La Agència les ha concedido un total de tres millones de euros.

También contarán con financiación de la AVI un total de 20 proyectos para dinamizar la Compra Pública de Innovación, entre los que, por primera vez, se incluyen incentivos a las empresas con el fin de que concurran a este tipo de licitaciones públicas con las que las Administraciones pretenden satisfacer una necesidad no cubierta o mejorar la prestación de un servicio mediante la demanda de soluciones innovadoras.

Un total de 14 prototipos y proyectos piloto

Cuatro Unidades Científicas de Innovación Empresarial (UCIE), dos de ellas de nueva creación y un total de 14 proyectos de desarrollo experimental de universidades, centros de investigación e institutos tecnológicos de la Comunitat Valenciana se financiarán con las ayudas concedidas en el programa de valorización, por valor de 2,6 millones. Asimismo, la AVI respaldará otras 14 acciones de impulso y fortalecimiento de la innovación.

Por provincias, el 65% de las solicitudes apoyadas proceden de organizaciones y empresas radicadas en Valencia, mientras que el 35% restante se distribuye entre Alicante y Castellón.

Los programas en concurrencia competitiva de la AVI incentivan el desarrollo de proyectos de I+D+i en las empresas y facilitan la transferencia de conocimiento y sus aplicaciones al tejido productivo, fomentando, además, la colaboración público-privada y la cooperación entre centros de investigación, institutos tecnológicos y empresas. De hecho, para optar a cualquier línea de la AVI se requiere de la colaboración de al menos dos agentes del sistema.

Entre los receptores de estas subvenciones figuran, además de las cinco universidades públicas, institutos tecnológicos como Aimplas, ITC o Aiju; y centros de investigación de referencia como Incliva, Fisabio o el Centro de Investigación Príncipe Felipe (CIPF), entre otros. En la relación de beneficiarios también aparecen los ayuntamientos de Alicante, Castellón y Benidorm y organizaciones tan diversas como Asivalco, Fundeun, Jovesolides o la Fundación Valencia Basket 2000.

Por su parte, UBE, Suavinex, Global Omnium, Faurecia, Becsa, Zeleros, Hilaturas Textiles Crevillente, FACSA, Labaqua, Istobal o Fermax son algunas de las empresas que contarán con apoyo de la AVI para desarrollar proyectos en colaboración con otros agentes del sistema valenciano de la innovación.
0

Prensa
  • La red permitirá a la Comunitat ser referente nacional e internacional en una de las tecnologías clave en la nueva economía del conocimiento

La Fundación Empresa Universidad de Alicante (Fundeun) lleva a cabo el proyecto BlockchaIND 4.0, que ha sido aprobado por la Agència Valenciana de Innovació (AVI) con el objetivo prioritario de impulsar y apoyar activamente el desarrollo de aplicaciones y proyectos basados en blockchain utilizando la red pública BlockchainFUE, que está auspiciada por el grupo de investigación BAES de la Universidad de Alicante (Blockchain Aplicado a las Administraciones Públicas y las Empresas – Blockchain Lab).

El presidente de Fundeun, Manuel Cazorla, ha explicado que la red blockchain llamada BlockchainFUE une a las fundaciones empresa-universidad de las universidades de Alicante (Fundeun), València (ADEIT) y Castellón (FUE-UJI) «con la finalidad de ayudar a mejorar la empleabilidad del talento universitario con la certificación de competencias adquiridas en las prácticas en empresas, formar en esta tecnología disruptiva, prestar servicio de red y desarrollo de aplicaciones también a las propias empresas».

Para ello, Fundeun realizará previamente en las empresas industriales diagnósticos 4.0 para conocer el grado de adaptación estratégica y cultural de los distintos habilitadores tecnológicos, poniendo especial énfasis en analizar la realidad empresarial y el estado del arte del blockchain en la Comunitat Valenciana. Además, se detectarán casos de éxito de empresas que hayan implementado eficientemente el blockchain en su cadena de valor y que sirvan de referencia a otras industrias.

Posteriormente, BlockchaIND 4.0 ofrecerá a las empresas de la Comunitat Valenciana los medios y mecanismos que les haga más fácil implementar esta tecnología mediante la realización en el mes de noviembre, en la Universidad de Alicante, del hackatón ‘HackaCHAIN en Blockchain’.

A dicho encuentro multidisciplinar serán invitados el alumnado, las personas egresadas, programadores y programadoras, personas emprendedoras y empresas para testar y desarrollar aplicaciones basadas en la red pública BlockchainFUE. Los proyectos a implementar estarán relacionados con los retos industriales detectados previamente en los diagnósticos empresariales.

El propósito del evento será incentivar la colaboración público-privada, la conexión del talento universitario y la generación de sinergias y proyectos cooperativos en el ámbito del blockchain beneficiosos para la empresa industrial que supongan escenarios más fiables respecto a la revelación de la información, la transmisión del valor y la relación de las empresas industriales con los clientes y proveedores.

Este uso de la tecnología y la infraestructura de base que se utilizará, ofrecida por el grupo de investigación BAES, permitirá desarrollar proyectos que incorporen una mayor seguridad y transparencia en los procesos de las empresas industriales, así como la simplificación de los procesos tradicionales de auditoría y trazabilidad.

BlockchaIND 4.0 se cerrará con el Foro autonómico ‘Innovar es posible con Blockchain 4.0’ con el fin de diseminar los resultados conseguidos e impulsar las sinergias del ecosistema de innovación de la Comunitat Valenciana basado en esta tecnología.

La finalidad última es ubicar a la Comunitat Valenciana dentro del contexto europeo como un territorio sensible a los beneficios que aporta blockchain a la ciudadanía, al empleo cualificado y a las empresas innovadoras reforzando además el papel de la Agència Valenciana de la Innovació (AVI), como impulsora de la innovación tecnológica y empresarial.

Además, dotará a las empresas de la Comunitat de los recursos y capacidades tecnológicas y humanas necesarias vinculadas a dicha tecnología y servirá para consolidar un estándar interoperable, garantista así la transparencia a nivel empresarial.

0

PREVIOUS POSTSPage 1 of 5NO NEW POSTS
***Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizar una mejor calidad de servicio. Si continuas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar